INTERNACIONALES

Reino Unido acusa a UE de incumplir protocolo diseñado para evitar una frontera física entre Irlanda del Norte y la República de Irlanda tras el Brexit

Según declaró el ministro británico del Brexit, David Frost, el bloque no está cumpliendo con su obligación de reducir al mínimo las barreras comerciales para las mercancías que llegan a la provincia de Irlanda del Norte procedente del resto de Gran Bretaña.

18 mayo, 2021

Como parte del llamado “protocolo norirlandés”, que entró en vigor tras la retirada definitiva del Reino Unido de la UE en diciembre pasado, la provincia británica se mantiene dentro del mercado único y la unión aduanera europea, para evitar los chequeos físicos de las mercancías que se trasiegan entre ambas Irlandas.

El controvertido documento establece, sin embargo, que todos los productos procedentes de Gran Bretaña tienen que ser sometidos a controles para comprobar si cumplen con las regulaciones sanitarias establecidas por la alianza europea antes de ingresar a Irlanda del Norte.

Según declaró el ministro británico del Brexit, David Frost, ante un comité parlamentario, La Unión Europea (UE) no está cumpliendo con su obligación de reducir al mínimo las barreras comerciales para las mercancías que llegan a la provincia de Irlanda del Norte procedente del resto de Gran Bretaña.

“Necesitamos tener una discusión sensible sobre el riesgo y los problemas reales que este proceso excesivo están creando, y desgraciadamente aún no hemos tenido esa conversación”, señaló Frost, quien lideró las negociaciones del acuerdo post-Brexit entre Londres y Bruselas.

ACUERDO DE PAZ EN PELIGRO

Los unionistas norirlandeses temen que esa cláusula afecte la pertenencia de la provincia británica al Reino Unido, mientras que a otros actores políticos les preocupa la salud de los acuerdos de paz que en 1998 pusieron fin al largo conflicto armado entre las fuerzas leales a Londres, los nacionalistas irlandeses y las tropas regulares británicas.

En sus declaraciones este lunes ante la comisión parlamentaria, Frost dejó entrever esa preocupación, al señalar que el gobierno británico desea zanjar las diferencias antes del 12 de julio, día en que los protestantes unionistas celebran con una gran marcha la victoria del rey Guillermo III de Orange sobre el católico Jacobo II en la batalla de Boyne en 1690.

“Me gustaría pensar que avanzaremos con la UE con tiempo suficiente antes de esa fecha”, afirmó el funcionario, tras apuntar que sería conveniente que la gente viera que hay soluciones disponibles “más temprano que tarde”.

FUENTE: Agencia Prensa Latina

Tienes algún comentario, avisa al Editor.

Comparte